8 parafilias más frecuentes

parafilias

Las parafilias son relativamente menos comunes y comprenden diversas conductas en las que la persona se excita con estímulos diferentes a otro adulto humano que da su consentimiento, o con la humillación o sufrimiento de si mismo o su pareja sexual. El diagnóstico de trastorno parafílico (distinto de la conducta parafílica) se hace sólo cuando el deseo ha ocurrido repetidamente en, al menos, los últimos 6 meses y el paciente ha actuado impulsado por este deseo o se ha sentido muy angustiado a causa de él. Casi todos estos pacientes son hombres y pueden informar que tienen varios de estos deseos, que pueden interferir en la capacidad para disfrutar las relaciones sexuales y amorosas normales. Los trastornos parafílicos específicos más comunes son:

  1. Trastorno de exhibicionismo

Estos pacientes tienen fantasías y deseos que implican la exposición repentina de sus genitales a un extraño confiado, por lo regular una mujer. Los pacientes que actúan de acuerdo con estas fantasías por lo general no buscan el contacto físico con la víctima ni representan un peligro físico.

  1. Trastorno de fetichismo

Los fetichistas se excitan sexualmente con objetos inanimados, a menudo, zapatos o ropa interior femeninos, que el paciente mismo o su pareja usan durante la actividad sexual.

  1. Trastorno de froteurismo

Los frotteurs se excitan tocando a una persona sin su consentimiento o frotándose con ella. El frotamiento ocurre por lo general en un lugar con mucha gente y puede implicar contacto a través de la ropa con manos o genitales.

  1. Trastorno de pedofilia

Estos pacientes tienen fantasías y deseos sexuales en los que participan niños (por lo general, menores de 13 años). La mayoría de los pedófilos prefieren a las niñas, pero algunos se excitan con niños varones o de ambos géneros. Este trastorno suele ser crónico y puede implicar diversas actividades sexuales, como mirar, desvestir y tener contacto físico.

  1. Trastorno de masoquismo sexual

Las fantasías y conductas sexuales de estos pacientes implican ser golpeados, atados o humillados de algún otro modo o que los hagan sufrir. En casos extremos, pueden derivar en la muerte por sofocación.

  1. Trastorno de sadismo sexual

Estos pacientes se excitan sexualmente infligiendo dolor físico o psicológico a otras personas que pueden o no dar su consentimiento. Esta conducta puede aumentar con el paso del tiempo y, a veces, puede resultar en un daño grave o incluso la muerte.

  1. Trastorno de travestismo

Estos pacientes se excitan sexualmente usando ropa del sexo opuesto. Aunque los criterios del DSM-5 son neutrales en cuanto a los géneros, en los informes sólo se habla de hombres que presentan este trastorno.

  1. Trastorno de voyeurismo

Los voyeurs (mirones) se excitan observando a una persona que está desnuda, se está desvistiendo o tiene relaciones sexuales y no se da cuenta de que la están observando.
Otros trastornos parafílicos. Otros trastornos parafílicos incluyen la excitación sexual con animales, excrementos, cadáveres y conversaciones telefónicas “sucias”.

Tomado de: Morrison, James, autor. “La entrevista psicológica”. 1a. edición. México, D.F. : Editorial El Manual Moderno, 2015. Pàg 89.

Traducción por Jesús Cisneros Herrera.

parafilias

Compártelo y mira lo que sucede!

Una respuesta a “8 parafilias más frecuentes”

Comentarios cerrados.