¿Cómo puedo saber si necesito terapia psicológica?

terapia-psicològica

Uno de las principales complicaciones del ser humano es no darse cuenta de cuando necesita terapia psicològica. En ocasiones se llega hasta el limite entre la salud mental y una psicopatologia para darse cuenta de lo necesario que es una terapia.

He conocido muchos casos de mujeres que no van a terapia porque piensan que la tristeza que sienten es algo pasajero, sin darse cuenta que puede llegar a convertirse en depresión.

Lo importante para cada persona es cuidar de la salud mental, lamentablemente no es una pràctica comun ir al psicòlogo. Muchas veces las personas no asisten a terapia por falta de informaciòn, mitos, prejuicios o factores econòmicos.

 ¿Cómo puedo saber si necesito terapia psicológica?

La terapia psicològica tiene muchos beneficios para la salud del ser humano. Pero la pregunta màs importante es: ¿Cómo puedo saber si necesito terapia psicológica?…. a continuaciòn explicare algunos indicadores que te orientaran por si necesitas terapia:

  1. La repetición

Si despues de intentar salir de un problema, obtienes siempre los mismos resultados e incluso màs catastroficos quiere decir que estas en un ciclo vicioso que es psicopatologico y necesitas apoyo psicològico. En terapia se enseña a como resolver problemas gracias al Insight (visiòn interna) que el psicòlogo logra hacer en terapia.

Por lo tanto, si frecuentemente tienes problemas ya sea familiares, sociales o personales y no sabes como salir de ellos, ir a terapia psicològica es una buena opción.

  1. Siempre estar de mal humor

Has llegado a pensar en que todo lo que los demàs hacen te irrita? Si hay  mucho tràfico te enojas, si la mùsica suena te duele la cabeza, en el trabajo sientes que explotas, tu familia te irrita con cualquier cosa que te diga, todo lo que los demàs hacen te pone de mal humor. Si ese es tu caso, por tu salud mental vale la pena que visites a un psicólogo.

  1. Lloras por cualquier cosa

En muchas ocasiones lo que los demàs dicen de nosotros afecta nuestro dia a tal punto de explotar en llanto. Por un enojo te pones a llorar, si te hicieron una mala cara te pones a llorar, si te regañaron te pones a llorar. Es decir que siempre hay un sentimiento de tristeza y posiblemente de depresìon.  En muchos casos es algo que arrastramos de nuestro pasado y que son situaciones desagradables que surgen en los momentos menos esperados. Si lloras con frecuencia, te sientes triste o eres muy sensible a los comentarios de los demás es un buen momento para ir a terapia.

  1. Situaciones de vida

Cuando pasamos por momentos dificiles ya sea por la muerte de un familiar, un terremoto, un caso de abuso sexual, violencia verbal entre la familia, violencia fìsica ò asaltos con violencia. Es necesario recurrir a terapia psicològica de urgencia.

  1. No tienes ganas de vivir

Sientes que haz perdido las ganas de vivir? Sientes que estas bloqueado? Te cuesta trabajo concentrarte en lo que haces? Sientes que ya no tienes energia para seguir? Sientes un vacio dentro de ti que no se llena con nada?

Cuando no tienes ganas de vivir, pareciera que estuvieras anestesiado, sientes que no avanzas en nada de lo que haces. Si te sientes asi, aùn estas a tiempo para un tratamiento psicológico.

6. No puedo cerrar ciclos 

Si lo que te cuesta es cerrar un ciclo como terminar una relaciòn sentimental, aceptar la muerte de un ser querido, agrontar la muerte de un hijo, perdonar a un abusador. Tal vez es que necesites apoyo para cerrar este tipo de ciclos que no son nada fàciles pero que son necesarios para continuar con nuestra vida y abrirnos a un mañana mejor.

  1. No puedo superar los problemas

Si sientes que los problemas que te acontecen ahora son insuperables, es mejor tener el apoyo psicològico de un experto en salud mental.

Para mi el consultorio es un lugar de nuevos comienzos por lo que al asistir a terapia, estas siendo renovado.  Aunque existen màs motivos por lo que tendrias que ir a terapia, pero si te sientes identificado con alguno de los 7 indicadores que explique es un buen momento para asistir a terapia psicològica.

Compártelo y mira lo que sucede!