Como tratar a un niño que tiene miedo

Como tratar a un niño que tiene miedo

Creo que algo muy importante a saber es que el miedo es uno de los aspectos más difíciles de trabajar en los niños. Esto sucede porque el miedo hace que el niño “crea un mundo irreal” y lo hace real. Como lo hace, eso no lo sé, pero lo que si estoy seguro es que el miedo hace que se produzca aquello que tanto se teme.

El miedo entonces es aquella parte abstracta de la que no sabemos hasta dónde puede llegar a afectar la estima y personalidad del niño. Pensando en esto, creí que sería oportuno crear una especie de Guía de cómo tratar a un niño que tiene miedo. Por lo tanto, a modo de resumen rápido, desarrollare la siguiente lista de instrucciones esenciales para manejar el miedo en los niños:

  1. Recordar que el miedo es normal

El miedo es una fase del desarrollo por la que todos pasamos por lo tanto, no podemos negar el miedo de los niños con frases tranquilizadoras del tipo: “¡no te preocupes, si no pasa nada!, ¡pero si los monstruos no existen!, ¡un niño como tú debe ser valiente!… ¡tener miedo es de tontos!”.

  1. Comunicación efectiva

En este sentido hay que facilitar el hablar de los miedos con los niños y no hay nada mejor que nosotros seamos su ejemplo. Debemos hablar con ellos de los miedos que hemos tenido o de las personas que conocemos que los tienen y explicarles con ello que los miedos están y que también se van. Esto implica sacar tiempo durante unos días para dedicarle al niño hablar del miedo y corregirlo.

  1. Si el niño tiene miedo hay que procurar estar ahí con él

No obviemos la situación que acontece al niño. El miedo es una situación demasiado negativa para que el niño la viva solo. Aunque como adultos la percibamos trivial eso no significa que lo sea. Al niño o niña le está provocando un mal terrible.

  1. Evitar utilizar el miedo para corregir conductas

El peor error que se puede cometer es tratar de corregir una conducta infantil por medio del miedo ya que estaremos ayudándole a generar o intensificar el miedo. Algunos ejemplos pueden ser:

 “Si no comes te llevaré al médico y te mandará una inyección”.
“Si no te duermes, el coco vendrá por ti”

  1. Evitar las discusiones familiares

Los adultos son los en ocasiones desarrollamos el miedo en los niños. A veces un padre o madre puede aparentar ser muy rudo o violento y esto puede causar miedo en el niño. Por lo mismo, es necesario aprender a manejar las emociones y hablar de aquello que sentimos evitando cualquier clima de estremecimiento que pueda llegar a infundir miedo en los niños.

  1. Empatía

Es importante enseñarle al niño que debe platicar sus miedos y decirles nuestros miedos de niños para que ellos se sientan en confianza para comunicar aquello que les acontece. De esta manera, se puede llegar a una relajación emocional en el niño.

  1. Dibujar con él lo que los cuentos y el miedo le sugieren

El dibujo actúa como un diario en el que se vuelcan las emociones. No es necesario reflexionar. Solo hay que dibujar.

  1. Llenar el ambiente con música

La que más le guste al niño, así se sentirá a gusto.

Referencia: Gutiérrez, Ana. Pedro Moreno. “Los niños, el miedo y los cuentos” © Editorial Desclée De Brouwer, S.A. ISBN: 978-84-330-2512-8 Impreso en España. 2011.

Compártelo y mira lo que sucede!