Definición y clasificación de las dificultades del aprendizaje

dificultades del aprendizaje 

La dificultad de aprendizaje es una alteración neurológica sináptica y en la que el estímulo adecuado no provoca los cambios descritos y característicos en el plano estructural y funcional. La clasificación de las dificultades del aprendizaje más usada divide las dificultades en específicas e inespecíficas, a las que ahora se prefiere denominar primarias y secundarias.

Dificultades del aprendizaje

En las dificultades secundarias el niño no aprende porque un factor conocido le impide aprender. Si ese factor desaparece, el niño no tiene ninguna dificultad de aprendizaje, salvo que la causa sea una deficiencia mental, en la que el niño aprende de acuerdo con sus posibilidades que están disminuidas, con o sin dificultades. Un estado depresivo, una alteración sensorial, una enseñanza inadecuada, una deficiencia de atención y otros factores o patologías pueden tener entre sus síntomas la dificultad para aprender. Por ese motivo, y a pesar de que son mucho menos frecuentes, se considera dificultades del aprendizaje a las primarias y pensamos que a las secundarias sería mejor denominarlas sintomáticas, pues son un síntoma de múltiples patologías.

Las dificultades primarias son aquellas que afectan a los niños inteligentes que concurren asiduamente a la escuela y a los que se enseña con métodos adecuados, que no tienen trastornos motores ni sensoriales que les impidan acceder al estímulo ni problemas psicológicos que puedan provocarlas.

Entre las dificultades primarias se colocan las dificultades en el desarrollo de las funciones psicológicas superiores, funciones complejas, exclusivamente humanas, que se localizan predominantemente en la corteza cerebral, pues son aprendidas y conscientes, y se au- tomatizan secundariamente.

El término ‘inteligencia’ puede sustituirse por el de ‘rendimiento’, con referencia a los resultados de la tercera revisión de la escala de inteligencia de Weschler para niños (WISC-III) o similares. Cuando se habla del nivel alcanzado por el pensamiento, se piensa en las etapas preoperatoria, operatoria y formal de Piaget.

Con frecuencia los padres consultan acerca de alguna dificultad de aprendizaje en su hijo. La mayoría de ellos presentan otros problemas o patologías que requieren solución, por lo que se trata de lo que se denomina dificultades secundarias del aprendizaje. En muchas ocasiones no se trata de problemas del niño, sino de su ambiente: familia, escuela, sociedad. A veces es algo que tiene lugar en el niño como una deficiencia de atenciòn, una dispraxia o problemas psicològicos.

Por lo tanto, el problema del niño con dificultades de aprendizaje se soluciona por un equipo multi o interdisciplinario (psicòlogos, educadores, padres) que pueda integrar todos los datos obtenidos acerca del niño, de su familia y de la escuela. De esta manera, se llegará a un diagnóstico que muchas veces no resulta definitivo, pues es difícil desde el comienzo conocer y comprender las complejas relaciones de los tres sectores actuantes.

Referencia: Simposio Satélite: Dificultades del aprendizaje, Revista de Neurología, núm 42, supl. 2, pp. 139-142, 2006.

Compártelo y mira lo que sucede!