Gestalt y Programación Neurolingüística (PNL)

Programación Neurolingüística
Programación Neurolingüística

No es extraño que existan equivalencias y similitudes entre los principios básicos de la Psicoterapia Gestáltica y de la Programación Neurolingüística (PNL), ya que esta última surgió a partir de las observaciones muy cuidadosas del trabajo terapéutico de Fritz Perls, Virginia Satir y Milton Erickson que realizaron John Grinder y Richard Bandler, cocreadores de la PNL. Así, pudieron identificar y decodificar la estructura terapéutica que desplegaban esos tres grandes de la terapia.

Entre la terapia Gestalt y la PNL existen principios básicos que se relacionan entre sí. Por ejemplo: el principio de prestar atención, con la diferencia que en el PNL se evita la interpretación subjetiva.

Psicoterapia Gestalt el establecimiento del contacto es elemento central en la relación terapéutica, en PNL lograr rapport es indispensable para su utilización exitosa; ambas tienen una visión holística del ser humano; tanto en PNL como en Gestalt es punto focal propiciar y facilitar la vivencia de las experiencias, por lo tanto, lo que interesa en ambas es experimentar en lugar de “hablar acerca de”.

No está demás decir que en ambas disciplinas el enfoque de su trabajo es el Aquí y ahora es decir, lo que sucede, lo que surge en el momento presente.

Diferencias entre la Gestalt y Programación Neurolingüística

La Gestalt establece una relación terapéutica con el paciencia y el PNL no pretende ser un cuerpo terapéutico estructurado, no se trata de hacer psicoterapia más bien es una metodología con un conjunto amplio de técnicas.

Otra diferencia es que la psicoterapia Gestalt tiene como objetivo que la persona llegue a ser lo que realmente es. La Programación Neurolingüística no es nada pretende lograr nuevos patrones de relación consigo mismo y con los demás, y así, facilitar la mayor excelencia del ser humano.

Algunas similitudes entre Gestalt y PNL

El mapa no es el territorio: Las personas responden a su representación de la realidad (mapa), y no a la realidad misma y, por lo tanto, ningún mapa es más real o verdadero que otro. En Gestalt se señala a los terapeutas que tengan presente que nadie sabe más de su propia vida que quien está en la “silla caliente”, es decir el propio cliente.

Toma de decisiones: Las personas siempre eligen la mejor opción de la cual disponen en un momento dado, y que corresponde en buena medida con el principio que postula la Ley de la Pragnanz en la terapia Gestalt.

El ser humano es comunicación: En PNL es fundamental “calibrar”, es decir, prestar detallada atención a los lenguajes no-verbal y paralingüístico. En Gestalt se enfatiza en la importancia de la expresión espontánea y no-verbal.

En conclusión la similitud entre la Psicoterapia Gestalt y la Programación Neurolingüística resulta muy afortunada si se utilizan convenientemente los conceptos y técnicas de esta última, como herramientas complementarias en el marco estructurado de la Terapia Gestáltica.

Referencia: Salama, Héctor “GESTALT de persona a persona” Cuarta Edición. Alfaomega Grupo Editor, S.A. de C.V., México. 2008. Pág. 253

Compártelo y mira lo que sucede!