• Jueves , 24 abril 2014

INCREMENTANDO LAS CONDUCTAS DESEABLES EN ALUMNOS


Existen cinco estrategias del Condicionamiento Operante (CO) para incrementar conductas deseables:

1. elegir reforzadores eficaces
2. aplicar reforzadores de una manera contingente y oportuna
3. seleccionar el mejor programa de reforzamiento
4. considerar la elaboración de contratos
5. hacer el uso eficaz del reforzamiento negativo, y utilizar instigadores y moldeamiento

1.Elegir reforzadores eficaces:

La recomendación es que el educador descubra cuales son los reforzadores que funcionan mejor en cada niño, ya que cada niño tiene gustos diferentes, es decir…se deberá individualizar el uso de reforzadores específicos.

El reforzador para un estudiante podría ser un elogio, para otro puede ser el hecho de pasar mas tiempo participando en su actividad favorita, a otro que se le permita navegar por Internet.
Ahora bien, para descubrir cuales son los reforzadores mas eficaces para un niño, el educador puede examinar que es lo que ha motivado al niño en el pasado (historia de reforzamiento), lo que el estudiante desea pero que no puede obtener con facilidad o con frecuencia, y la percepción que tiene el niño del valor del reforzador, lo mejor es preguntarle al niño ¿Cuál reforzador prefiere?, aunque se pueden aplicar reforzadores novedosos para reducir el aburrimiento del niño. Los reforzadores naturales como el elogio y los privilegios suelen ser más adecuados y motivacionales que los dulces, las estrellas, etc.

David Premack establece su principio llamado El principio de Premack que sugiere que una actividad de alta probabilidad puede funcionar como reforzador de una actividad de baja probabilidad. Ejemplo:, El educador le dice al niño “cuando termines tu tarea escrita, podrás jugar en la computadora”
El educador dice en el salón “si todos terminan sus tareas, el viernes haremos un viaje de campo”.

Claro el tipo de reforzador dependerá del tipo de cultura y la edad de los niños porque como lo vuelvo a decir, No todo lo que planteamos generalmente, gusta a todos los niños ya que tienen gustos diferentes por ello mismo es necesario buscar reforzadores que se adecuen individualmente a cada niño.

2. Aplicar reforzadores de una manera contingente y oportuna

Para que un reforzador sea eficaz el educador deberá de aplicarlo únicamente después de que el niño realiza la conducta especifica o bien cuando alcance la meta propuesta. Esto ayuda a que los niños vean las conexiones de contingencia entre las recompensas y su conducta. Si el niño completa la conducta meta y el educador no le da la “recompensa” es probable que el niño tenga problemas para hacer la conexión de contingencia.

3. Seleccionar el mejor programa de reforzamiento

Skinner fue el que desarrollo el concepto de programas de reforzamiento, que consiste en programas que determinan cuando se reforzara una respuesta. Los cuatro programas de reforzamiento principales son el de razón fija, razón variable, intervalo fijo e intervalo variable.

En un programa de razón fija una conducta se refuerza después de una cantidad de respuestas. Por ejemplo, el educador que elogia al niño únicamente después de cada cuatro respuestas correctas, y no después de cada respuesta.

En un programa de razón variable, la conducta se refuerza después de un número promedio de veces, pero de manera impredecible. Por ejemplo, el educador elogia en promedio cada quinta respuesta, por lo que primero refuerza la segunda respuesta, luego la octava, luego la séptima y luego la tercer esto varia para no condicionar la conducta del alumno.

En un programa de intervalo fijo, se refuerza la primera respuesta apropiada después de una cantidad fija de tiempo. Por ejemplo, el educador que elogia un niño por la primera buena pregunta que plantee después de dos minutos o que aplique un examen cada semana.

En un programa de intervalo variable, la respuesta se refuerza después de que ha pasado una cantidad de tiempo variable. En este programa el maestro elogia el planteamiento de preguntas del niño después de tres minutos, luego después de quince minutos, luego después de siete minutos y así sucesivamente.

4. Considerar la Elaboración de Contratos

Un contrato consiste en poner por escrito las contingencias del reforzamiento. Si surgen problemas y los niños no cumplen su parte del trato, el maestro puede mostrarle el contrato que establecieron. Este contrato deberá ser resultado de la participación tanto del maestro como del estudiante. En los contratos deberán de ir las afirmaciones “si.. entonces”, los firman el maestro y el niño también se incluye fecha.

5. Hacer el uso eficaz del reforzamiento negativo, y utilizar instigadores y moldeamiento

Recordando que el Reforzamiento negativo la frecuencia de respuesta se incrementa debido a que esta elimina un estimulo aversivo (desagradable). El educador que dice “Thomas, necesitas permanecer en tu asiento y terminar de escribir tu historia antes de unirte a los demás estudiantes para hacer el cartel”, en este caso se esta usando reforzamiento negativo. La condición negativa de permanecer en su asiento mientras los demás niños están haciendo algo agradable se eliminara si Thomas termina la historia que debió haber completado antes.

Related Posts

post