Melanie Klein

Melanie Klein

Sinopsis:
Melanie Klein una de las mujeres más destacadas en psicoanálisis evidencia en su teoría de las Relaciones objétales que el proceso psicodiagnostico en niños es complejo y que por ello mismo se debe de llegar a la forma más clara posible.

Para su teoría desarrollo herramientas prácticas, biografías y experiencias en el campo profesional. La teoría de Melanie Klein viene a continuar una línea teórica del psicoanálisis de Sigmund Freud.

Biografía

Melanie Reizes nace el 30 de marzo de 1882 en Viena. Su padre, Moriz Reizes, pertenecía a una sencilla familia judía muy religiosa, residente en Lvov, en esa época parte del imperio austro-húngaro, actualmente parte de Ucrania.
A los 17 años Melanie Klein se compromete con Arthur Stevan Klein, un químico industrial de 21 años, amigo de Emanuel. En esta época abandona la idea de estudiar Medicina y asiste a cursos de historia y de arte en la Universidad de Viena.

Melanie se casa el 31 de marzo de 1903, con 21 años recién cumplidos. Durante los cuatro años de compromiso han estado mucho tiempo separados, a causa de los estudios de Arthur. Se establecen en Rosenberg (Hungría) y al año siguiente nace Melitta. En 1906 nace Hans y un año después se trasladan a Kappitz, un pequeño pueblo, a causa del trabajo de Arthur Melanie Klein aparece afectada por un fuerte y prolongado estado depresivo, ante lo cual su esposo consigue un traslado a Budapest en 1910.

El 1 de julio de 1914 nace Erich. A fines de ese año muere Libussa, quien poseía una fuerte influencia sobre Melanie. Esto agrava su depresión e inicia su análisis con Ferenczi, interesándose además en los escritos de Freud acerca de los sueños. Tanto Ferenczi como Arthur Klein se incorporan al ejército austro-húngaro y en 1916 el esposo de Melanie regresa como inválido de guerra, herido en una pierna. El matrimonio enfrenta graves dificultades.

En 1918 M Klein asiste al 5º Congreso Psicoanalítico Internacional, con la presidencia de Ferenczi, en el que Sigmund Freud lee “Lines of Advances in Psychoanalytic Therapy”. Este Congreso realizado en tiempos de guerra causa una fuerte impresión en Klein y, según ella misma recuerda: “esa impresión fortaleció mi deseo de dedicarme al psicoanálisis”. “Durante el análisis con Ferenczi, éste me llamo la atención acerca de mis grandes dotes para comprender a los niños y de mi interés en ellos y alentó mucho mi idea de dedicarme al análisis de niños (…) No he visto (…) que la educación pudiera cubrir la totalidad de la comprensión de la personalidad y que, por lo tanto, tenga la influencia que uno desearía que tuviera. Siempre sentí que detrás había algo que nunca llegue a percibir”. Ferenczi la asigna como asistente de Anton von Freund en la tarea de organizar la enseñanza del psicoanálisis en la Sociedad de Investigación Infantil. En 1919 Jones reorganiza la Sociedad Británica de Psicoanálisis. En julio de ese año Klein expone su primer trabajo,”Der Familienroman in statu nascendi” por el cual es aceptada como miembro de la Sociedad Psicoanalítica Húngara, la cual estaba en un período de intensa actividad bajo la presidencia de Ferenczi.

Al poco tiempo la posición de los profesionales judíos residentes en Budapest se ve muy afectada por la situación política de posguerra. Arthur Klein no puede continuar su trabajo y se traslada a Suecia, obteniendo posteriormente la ciudadanía sueca. Melanie Klein se traslada junto a sus hijos a Eslovaquia, donde permanece un año en casa de sus suegros. M. Klein asiste en 1920 al 6º Congreso Psicoanalítico Internacional, en La Haya. Conoce a H.Hug-Hellmuth, quien lee su trabajo sobre la técnica del análisis infantil, y a Karl Abraham. Abraham, presidente de la Sociedad Psicoanalítica de Berlín, la invita a trabajar en dicha ciudad. Klein se traslada junto a Erich. En 1921 se concreta el divorcio de Melanie y Arthur.

A comienzos de 1924 Klein inicia su análisis con Abraham, el que va a continuar hasta la muerte del mismo en diciembre de 1925.

Ese período es sumamente productivo, expone por primera vez ante un congreso “La técnica del análisis de niños pequeños” en el 8º Congreso de Psicoanálisis Internacional, en Salzburgo, cuyo presidente es Abraham.
E. Jones escucha su ponencia con sumo interés. Es también durante 1924 que presenta ante la Sociedad de Viena el trabajo “Principios psicológicos del análisis infantil” y, a fines de ese año, “Una neurosis obsesiva en una niña de 6 años” (Erna) en la Primera Conferencia de Psicoanalistas Alemanes, en Wurzburg.

Conoce a Alix Strachey, analizando de Abraham, la que se interesa en sus teorías y colabora en traducir al inglés algunos de sus escritos. Es a través de su esposo, James Strachey, que los trabajos de Klein llegan a la Sociedad Británica, en la que la posibilidad del análisis de niños era debatida con mucho interés. En las actas de dicha presentación constan las críticas de E.Glover.

En julio de 1925 Klein da seis conferencias en Londres durante tres meses, invitada por E. Jones. Abraham ya estaba enfermo y había suspendido sus análisis por un período indeterminado. Es bien recibida y, entre otros, conoce a Susan Isaacs.

En marzo de 1927 Anna Freud habla de la técnica del análisis infantil ante la Sociedad de Berlín, en clara oposición a M Klein. La contribución escrita enviada por ésta, quien aún pertenece a dicha Sociedad, no se hace circular.
Anna publica “Einfuhrung in die Technik de Kinderanalyse”. En mayo del mismo año Jones organiza un simposio sobre análisis infantil entre los miembros de la Sociedad Británica. La tensión existente Londres -Viena es notoria en la correspondencia entre Sigmund Freud y Jones.

Del 4 al 18 de mayo de 1927 tiene lugar el Simposio, en el cual se exponen los principales temas de la polémica entre el grupo británico y el vienés. Este acontecimiento puede considerarse fundacional respecto a la extensión del campo del psicoanálisis a los niños.

El 2 de octubre de ese año Klein es elegida miembro plenario de la Sociedad Británica. El período 1928-39 es el más productivo en la vida de M Klein. En 1930 Melitta, ya graduada, se radica en Londres y su participación en la Sociedad se hace intensa. Convive con su madre hasta que Jones logra que Schmiedeberg entre a Inglaterra dos años más tarde.

En 1932 se publica “El Psicoanálisis de niños”, la obra más importante publicada por un miembro de la Sociedad Británica hasta el momento. Se realiza el 12º Congreso Internacional de Psicoanálisis, en Wiesbade, el último realizado en Alemania antes de la guerra y el único al que no asiste Klein; esto evita enfrentamientos con Ferenczi quien apoya a la escuela vienesa. Ferenczi muere en 1933 y ese año marca el comienzo de una época difícil en la vida de Klein. Melitta es elegida miembro pleno de la Sociedad y comienza un análisis con E.Glover. A partir de este momento se va generando una fuerte oposición de ambos a las teorías y la persona de Klein que va a tomar proporciones desmesuradas dentro de la Sociedad Británica, generándose un largo período de intensas disputas y fragmentaciones partidarias.

En abril de 1934 muere el hijo segundo de Klein, Hans, en un accidente. Esto la afectó muy intensamente. En ese año se nacionaliza inglesa, siendo esto posible por su pasaporte sueco. En 1935 se inician las conferencias de intercambio entre Londres y Viena. A. Freud publica “El Yo y los mecanismos de defensa”. En esa época comienza el período de cinco años en los que D.W.Winnicott supervisa con Klein. En 1937 se publica “Amor, Odio y reparación”, de Melanie Klein y Joan Riviere.

La preguerra intensifica las dificultades de los analistas continentales e incrementa el éxodo, comenzado en 1933 tras el incendio del Reichstag y que se dirige principalmente hacia Inglaterra. La Sociedad Británica y E Jones en especial se ocupan intensamente de la situación de los analistas continentales; que para 1938 constituían un tercio de la Sociedad.

El 11 de marzo de 1938 Alemania invade Austria, el 6 de junio Freud llega a Londres. Klein le hace llegar una carta de bienvenida en la que expresa su deseo de verlo, a lo que Freud responde con una nota breve de agradecimiento, expresando que espera verla en un futuro próximo. Este encuentro no se realiza nunca. El 3 de setiembre de 1939 se declara la guerra y veinte días después muere Freud. Klein se encuentra ya en Cambridge con Susan Isaacs y al año siguiente se instala en Pitlochry, donde tiene lugar el análisis de “Richard” en 1941.

En la reunión anual del 29 de julio de 1942 se acuerda realizar un encuentro mensual dedicado a la discusión de las diferencias científicas y se forma una comisión para armar el programa: Glover, Brierly y J. Strachey. Las reuniones comienzan en octubre de ese año y se extienden a lo largo de dos años, se las conoce como las Controversias. Klein expone su última contribución a las Controversias el 1 de marzo de 1944: “La vida emocional del niño” (nunca publicado). En ese momento Glover ya ha renunciado y poco después Melitta Se traslada a E.E.U.U., donde se dedica a tratar delincuentes y toxicómanos.

Fundamentos de su Teoría

Klein fue discípula y continuadora de Freud. Su trabajo expandió el campo de conocimientos abierto por este, desarrollando las ideas de Freud en algunos casos y apartándose de ellas en otros. (Conceptos tales como fantasía, pulsión, el yo, inconsciente, mecanismos de defensa, etc.)

Sus investigaciones se centran en la comprensión emocional del paciente, de cómo en realidad viven sus fantasías.
Realizo innovaciones a la teoría del funcionamiento mental, basándose en observaciones que surgieron del análisis de niños. Junto a ello modifico la técnica psicoanalítica de Freud aplicando psicoanálisis en niños.

El psicoanálisis en niños lo realizo mediante el juego que es un medio de comunicación vital para psicoterapeutas infantiles, Klein creía que el juego se podría usar como una forma de expresar y controlar las angustias, mediante la fantasía.

Klein afirmaba que el juego en el niño es similar a la asociación libre de los adultos, al contrario de lo que pensaban todos los talentosos del psicoanálisis en su época, Klein decía que el niño desarrollaba una transferencia hacia el terapeuta en forma similar como lo hacían los adultos en asociación libre.

Postulados

La relación madre-hijo se basa en la existencia de un objeto real interno, para lo que se requiere la existencia de un objeto real externo.

El mundo interno supone la presencia de pulsiones libidinales y agresivas (eros y thanatos) y requiere representaciones para ser expresadas.

Las fantasías inconscientes son expresiones mentales de los instintos por consiguiente existe desde el comienzo de la vida.

Las fantasías son procesos mentales inconscientes que representan instintos psíquicos, no existe acto instintivo que no sea vivido como fantasía inconsciente.

La realidad interna supone un mundo objetal, por ello mismo la existencia de pulsiones libidinales y agresivas requieren de representaciones para ser expresadas.

La realidad externa supone un mundo de personas y objetos. En el niño las relaciones objétales son parciales ya que un objeto es igual a una representación.

Supuestos

• Durante los primeros seis meses de vida existe una actividad incipiente del yo, pero coexiste con un mecanismo de defensa básico, para manejar ambas pulsiones.

• Durante los seis a los dos años de vida el niño empieza a percibir que el objeto que ama y odia es el mismo y al mismo tiempo.

• Cuando él bebe percibe a la madre como objeto total, cambia no solo su relación con ella, sino también su definición del mundo.

• Cuando él bebe entra en posición depresiva y siente que ha destruido a su madre, su culpa y desesperación por haberla perdido le despiertan el deseo de restaurarla y recrearla para recuperarla externa e internamente.

Constructos

Objeto bueno: primer objeto pulsional, parcial o total, que aparece en vida de fantasía del niño, es bueno porque es gratificador aunque es sometido a un proceso de introyección y proyección.

Objeto Malo: primer objeto pulsional, parcial o total, que aparece en vida de fantasía del niño, es malo porque es desagradable, frustrante y porque se proyectan las pulsiones destructivas del sujeto.

Objeto extraño: Son el resultado de identificaciones proyectivas patológicas, en las que se percibe al objeto escindido en pequeños fragmentos, conteniendo cada uno una parte proyectada del Yo. A estos objetos extraños se los siente cargados de mucha hostilidad.

Objeto Ideal: Es experimentado por el bebé durante la posición esquizo-paranoide como resultado de la escisión y de la negación de persecución. Él bebe atribuye todas sus experiencias buenas, reales o fantaseadas, a este objeto ideal al que anhela poseer y con el que ansía identificarse.

Objetos Parciales: Objetos característicos de la posición esquizo-paranoide. El primer objeto parcial que experimenta el bebé es el pecho. Pronto experimenta otros objetos parciales, ante todo, el pene. Objetos parciales son: el objeto ideal (pecho o pene), el objeto malo (o persecutorio), y el objeto bueno.

Objeto Total: Se refieren a la percepción del otro como persona. La percepción de la madre como objeto total caracteriza la posición depresiva. El objeto total es lo opuesto tanto del objeto parcial como de los objetos escindidos en partes ideales y persecutorias. La ambivalencia y la culpa se experimentan en relación con objetos totales.

Escisión: se realiza una división de lo bueno y lo malo, donde el objeto no se ve como un todo integrado

Fantasía: afecta a nivel inconsciente y existe desde el comienzo de la vida.

Idealización: Se niegan las características indeseables del objeto, y el bebé proyecta en él su propia libido. Aunque pertenece primordialmente a la posición esquizo-paranoide, la idealización puede formar parte de las defensas maníacas contra ansiedades depresivas.

Identificación: es un resultado de procesos introyectivos y proyectivos

Identificación introyectiva: El resultado de la introyección del objeto en el yo, el cual se identifica entonces con algunas de sus características, o con todas

Identificación proyectiva: El resultado de la proyección de partes del Yo en un objeto. Puede tener como consecuencia que se perciba al objeto como habiendo adquirido las características de la parte proyectada del Yo, pero también puede resultar en que el Yo llegue a identificarse con el objeto de su proyección
Posición Esquizo – paranoide: él bebe siente al objeto como persecutorio, con objetivo de aniquilación del yo y del objeto ideal.

Posición depresiva: él bebe reconoce al objeto como total, él bebe no divide a su madre u otras personas, hay una integración.

Pulsión de muerte: Son instintos destructivos que están en nuestro inconsciente.

Evaluación Crítica

El enfoque principal de su teoría se fundamenta en el estudio inconsciente infantil y así mismo, en intentar desarrollar el psicoanálisis en niños modificando la teoría psicoanalítica para adaptarla a niños.
La teoría de Klein tuvo muchos controversiales ya que Anna Freud era su oponente teórica a quien apoyaba la sociedad de Viena encabezada por Freud, esto influyo en la devaluación de su teoría por muchos.

Compártelo y mira lo que sucede!