Programación neurolingüística – Cómo identificar si mis alumnos están aprendiendo

alumnos

Hoy enseñare a cómo identificar si los alumnos están aprendiendo a través de programación neurolingüística.

Aunque este tema está dirigido a mis alumnos del curso de Programación neurolingüística he pensado que sería buena idea compartirla con mis seguidores. Empecemos. Continuar leyendo “Programación neurolingüística – Cómo identificar si mis alumnos están aprendiendo”

El espectador y el acoso escolar

espectador

El acoso escolar no solamente tiene como protagonistas al agresor y a la víctima sino que siempre va acompañado de unos espectadores que respaldan el acoso por parte de la figura de poder.

Aun siendo simples espectadores, participan del acoso al ser observadores del mismo, pudiendo ser pasivos o activos. Un espectador pasivo hace referencia a niños o niñas que prefieren no intervenir pero contemplan el acoso sin ser parte del mismo. Para ellos, se vuelve cotidiano que un agresor acose a uno de sus compañeros en específico y no hacen nada, ni siquiera son capaces de comunicarlo a ninguna figura adulta del personal del centro, en la mayoría de los casos no hablan de lo que acontece por no querer involucrarse en las situaciones problematicas de los demás, por miedo a que luego él o ella sean los acosados. Continuar leyendo “El espectador y el acoso escolar”

Indicadores del acoso escolar

Indicadores del acoso escolar

Indicadores del acoso escolar

Todos los protagonistas del acoso escolar sufren alguna consecuencia en alguna medida, es decir, todas las personas que están involucradas, ya sean de manera activa o pasiva en un proceso de acoso, son víctimas de este proceso.

Los acosadores, los espectadores y, por supuesto, las víctimas directas son las que más secuelas negativas sufrirán tanto físicas como emocionales y psicológicas.  Continuar leyendo “Indicadores del acoso escolar”

Las víctimas del acoso escolar

víctimas del acoso escolar

víctimas del acoso escolar

víctimas del acoso escolar: En general, son niños y niñas débiles, inseguros, con baja autoestima y fundamentalmente incapaces de salir por sí mismos de la situación que padecen, aunque lo hayan intentado de muchas formas. En la mayoría de las ocasiones les supera la situación y se sienten deprimidos. Tienen bajas habilidades sociales y suelen ser rechazados dentro del grupo. Esto hace que sean un objetivo fácil para el acosador. No disponen de herramientas psicológicas y sociales para hacer frente a la situación. Suelen ser chicos apegados a su familia, dependientes y sobreprotegidos por sus padres y madres. En cambio, otras veces es todo lo contrario, aunque son casos más raros, donde la víctima suele tener un comportamiento irritante hacia los demás. A veces, sus compañeros les provocan para que reaccionen de mala manera, y así poder acosarlo pareciendo que la responsabilidad del acto agresor está justificada, disfrazando así la culpabilidad del acosador frente al resto de niños y niñas y, a veces, frente a los adultos. Continuar leyendo “Las víctimas del acoso escolar”

Tipos de fobia escolar

fobia escolar

fobia escolar

Hay dos tipos de fobia escolar: La primera se relaciona con la ansiedad por separación (cuando el niño siente se ya no volverá a estar con mamá o papá), y se encuentra, por lo general, en niños de hasta ocho años de edad (si bien algunos algo mayores pueden sufrirla también: cuanto más tiempo se prolonga la ansiedad por separación, más difícil es tratarla). Es probable que los niños más pequeños aún no hayan adquirido seguridad ni hayan comenzado a independizarse de sus padres. El inicio de la ansiedad por separación es, casi siempre, repentino en los niños en los que desaparece en forma natural luego de los tres años de edad,1 si bien puede comenzar desde los seis a ocho meses de edad y continuar a partir de entonces. Continuar leyendo “Tipos de fobia escolar”